Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 12 marzo 2013

* He añadido un nuevo paso para evitar algunos problemas a la hora de pegar la silueta de la pieza recortada y seleccionar el contorno.

El dibujo lítico es una herramienta fundamental para tener una representación gráfica de un conjunto de industria lítica ya que permite representar piezas concretas y realizar infografías que nos permitan representar aspectos concretos como esquemas diacríticos o distribuciones de huellas de usos. Tradicionalmente estos dibujos se realizaban a mano alzada siguiendo una serie de convenciones (ver Laurent 1985). Este tipo de dibujo tiene una serie de ventajas ya que facilita el trabajo de visualización e interpretación de los restos líticos (indispensable para principiantes), permiten representar de manera esquemática los caracteres que resulten más interesantes y, si están bien realizados, son muy estéticos.

El dibujo lítico usando programas de diseño tipo Gimp, Photoshop o Illustrator ofrece sin embargo otras posibilidades. Permite una representación más realista al realizarse a partir de fotografías. Permite también, como hemos dicho anteriormente, realizar infografías, que son muy útiles en determinados tipos de presentaciones. Nos proporciona también un tipo de dibujo que es fácilmente manipulable (escala, color, etc.) lo cual es muy útil de cara a la presentación de los resultados. Por último ofrece la posibilidad de realizar dibujos precisos y expresivos para aquellos menos agraciados para el dibujo manual.

Fotografía:

El proceso se inicia con la toma de fotografías de las piezas que vamos a dibujar. En mi caso utilizo una cámara digital Canon G10 en modo manual (que me permite controlar el tiempo de exposición, tipo de luz, etc.). Utilizo asimismo un tapete de tela negra mate, una escala gráfica y un mini-tripode Velbon cx  (que en su momento me costó unos 17€) que permite situar la cámara en un plano paralelo la superficie de la mesa (lo que es fundamental para controlar cuestiones como la escala etc.). Cuando están disponibles uso los estativos fotográficos presentes en la mayoría de museos, centros de investigación etc.  Respecto a la iluminación prefiero la luz natural, indirecta, de un día soleado. Desgraciadamente esto no es posible la mayoría de las ocasiones. Si usamos luz artificial es mejor que sea blanca. Es interesante disponer de dos fuentes independientes que puedan colocarse de tal manera que la luz incida de manera oblicua sobre la pieza, de esta manera conseguimos un mejor contraste de las aristas, retoques etc. Para mejorar el contraste suelo utilizar un folio blanco como pantalla para matizar uno de los focos de luz. Es importante que situemos la pieza o los focos de luz de tal manera que la pieza quede lo más contrastada posible.

Dibujo:

Vamos a utilizar el programa Gimp 2.8.4 http://www.gimp.org/ , que a grandes rasgos funciona igual que el famoso Photoshop y es software libre. Es fundamental hacer el dibujo con la pieza delante para poder ser más preciso a la hora de dibujar las aristas, retoques, etc.

1. Abrir archivo

Foto

2. Corrección Niveles:

Es interesante corregir los niveles de la imagen antes de comenzar a trabajar. Para ello vamos a Colores→Niveles

Niveles

Aquí ajustamos los niveles de entrada (Negros, Neutros y Blancos).

Niveles2

3. Recortar pieza:

Para recortar la pieza utilizamos la herramienta de Tijeras de selección (tutorial de uso en http://docs.gimp.org/es/gimp-tool-iscissors.html). Generalmente, si marcamos los puntos con cuidado y tenemos un fondo de  un color diferente al de la pieza, la selección se suele ajustar bien al contorno de la pieza. Si no podemos corregir usando la herramienta de lazo de selección (apretando Crtl restamos de la selección- ALt en el Photoshop; Presionando Shift añadimos a la selección).

Seleccion

Una vez tenemos seleccionada la pieza la copiamos (Crtl+c).

Seleccion2

4. Crear nueva imagen:

Copiamos la selección de la pieza en un nuevo archivo (en este caso he escogido un A4 a 600 dpi).

Nueva Imagen

Para pegar la selección presionamos Crtl+v (o pegar en el menú de edición). Nos saldrá una capa flotante, si clicamos en Nueva Capa en el menú de capas nos convertirá esta capa en una capa normal. A veces (esto no pasa en Photoshop) el GIMP nos crea una capa “reducida” que se limita a los pixeles que hemos pegado (esto no nos permitirá seleccionar fuera de la pieza para dibujar el contorno). Para evitar esto nada tan sencillo como crear una nueva capa y combinarla con la capa donde tenemos pegada la selección anterior (crear capa nueva→boton derecho sobre la capa nueva→combinar hacia abajo).

Pegado

5. Dibujar contorno:

A continuación seleccionamos la herramienta de Selección Difusa (varita mágica en el Photoshop) y clicamos en la zona trasparente de la capa donde hemos pegado la pieza (vigilar que la casilla de seleccionar área transparente de las opciones de herramienta esté marcada).

Después invertimos la selección (Crtl+I o en el menú de seleccionar) y creamos una nueva capa (manteniendo la selección). Este último paso es fundamental porque nos permite dibujar en una capa transparente manteniendo la foto original.

Pretrazado

A continuación trazamos la selección (Edición→Trazar selección). A 600 dpi una anchura de línea de 6 es suficiente.

Trazado

El resultado es el siguiente:

trazo

6. Dibujar aristas:

Para dibujar las aristas nos mantenemos en la misma capa y conservamos la selección (esto nos impedirá salirnos del contorno al dibujar las aristas). Seleccionamos la opción Lapiz, el tipo de lápiz más apropiado es el de Pixel, situamos el tamaño del lápiz en 6 (al igual que el contorno).

Para dibujar las aristas solo hace falta algo de pulso y paciencia. Al estar trabajando en una capa diferente a la de la foto no tengáis miedo de borrar, corregir etc.

El resultado es el siguiente:

dibujo

Sin la imagen de fondo este:

dibujo2

7. Texturizar la zona cortical:

Para texturizar la zona cortical a mí me gusta usar la propia textura de la foto. Para ello en la capa donde hemos dibujado selecciono la zona transparente que se corresponde a la zona cortical. Después vas a la capa de la foto, copias y pegas la selección. Obtienes así una capa con la zona cortical.

cortex

Ya solo hay que desaturar esa capa  y ya tenemos nuestro dibujo con cortex.

Dibujo3

A partir de este momento ya solo queda decidir si añadir flechas

flechas

O añadir texturas usando la herramienta de Mezcla (degradado lineal)

degradado degradado2

8. Escala:

Por último sólo hemos de ajustar el dibujo a una escala 1:1. Para ello dibujamos una escala (lo más fácil es hacer una sección de 30 mm de ancho y rellenarla de negro, después hacer otra, en una capa nueva, de 10 mm de ancho y rellenarla de blanco, luego juntarlas de la manera más precisa). Después pegamos copiamos en la foto original la escala gráfica y lo ajustamos usando la herramienta de Redimensionar (es conveniente que saquéis dos guías desde la regla horizontal y las ajustéis a la escala que hemos dibujado).

Escala

Después ajustamos el resto de las capas a la misma proporción (en nuestro caso 81%). Para ello es mejor crear un grupo de capas y meter dentro todas las capas que queramos escalar.

Y ya tenemos una de las vistas de nuestra pieza dibujada:

dibujo4

Para terminar os pongo algunos ejemplos. En este caso una raedera Quina del yacimiento de Axlor con las distintas fases de retoque señaladas con diferentes colores:

AX_J9_1_12_433

O esta plancha de Arlanpe publicada aquí http://antiquity.ac.uk/projgall/rios-garaizar329/

Anuncios

Read Full Post »